21 de abril del 2021

Se lee rápido y se hace despacio.

Mi nombre es Gema Martin Borgas, soy atleta y llevo 22 años practicando este deporte, y de lo que puedo estar contenta, porque en tantos años, las lesiones que he tenido dentro de su grado de gravedad me han enseñado mucho.

Es cierto que aunque las lesiones, muchas de ellas se han repetido, por ejemplo, he tenido 18 esguinces, mi forma de enfrentarme a ellas ha cambiado de forma gradual. De hacerlo de una forma dramática en edades escolares a afrontarlas como una situación más de mi vida en la edad adulta.

Como anécdota os contare mi peor caso de lesión, fue en año 2004, en aquella época competía a nivel escolar, y era internacional con el Consejo Superior de Deportes, después de mi 2ª internacionalidad, me lesione gravemente de la espalda, pero aun así, acudí a la que sería mi tercera internacionalidad, ya desde pequeña me gustaba vivir al límite… y en esa competición termine de lesionarme del todo, me vine de Lisboa, (donde se celebraba) aparte de con una lesión física, también una mental, la cual saldría a relucir días después. (LESION-LUMBOCIATICA A LOS 16 AÑOS)

Con los años aprendí dos cosas, a mí parecer importantes: 1- cuando te lesionas, en el 90% de los casos también se lesiona tu autoestima, y eso es más peligroso que una lesión física, y 2- todas las lesiones tienen una parte positiva, insisto, todas.

salamnca-entrena-enfrentarse-a-un-lesion

Frente a una temporada atlética, así como en la vida, dentro de una buena preparación, debe contemplarse la lesión, estoy de acuerdo, nadie nos queremos lesionar, pero no puede dejarse ese cabo suelto, ya que una preparación frente a las cosas, tanto metal como física nos ayuda a mantener el nivel de alerta necesario. Con un ejemplo me vais a entender mejor. En mi caso, y disculparme que hable siempre de mí, son los únicos casos que conozco al 100% y que son 100% verídicos, a principio de temporada enfoco tres objetivos, a corto, medio y largo plazo. Lo que podría ser, objetivo de la temporada, Campeonatos de España de distintas modalidades, este es a largo plazo y el resto son carreras populares, objetivos a corto plazo y el resto carreras concertadas, que son objetivos a medio plazo. Bien, una vez programado esto con los entrenamientos iniciales evalúo mi estado físico y se en que tengo que hacer hincapié para no lesionarme. Sigo sufriendo de la espalda, por lo cual trabajar la zona abdominal y lumbar es vital, dos-tres días a la semana realizo lo que yo llamo entrenamiento anti lesión, es decir, fuera de mi entrenamiento normal, hago ejercicios específicos para esa zona. ESTO ES UNA FORMA DE CONTEMPLAR LA LESION EN TU TEMPORADA ATLETICA Y HACER ALGO AL RESPECTO, PORQUE SIEMPRE ESTA EN NUESTRAS MANOS, PONER REMEDIO A LAS SITUACIONES ANTES DE QUE PASEN.

También se puede dar el caso de que nuestra lesión se produzca por causa ajena a nosotros. Os cuento, en un campeonato de España de pista cubierta, de 1500, en Zaragoza, hace también bastantes años, luchaba entre el 3º y 4º puesto con otra chica, en el transcurso de la carrera me fui al suelo. Mis consecuencias fueron las siguientes, en esa época llevaba aparato en los dientes, y del golpe se me clavo en la cara interna de la mejilla, y se me disloco la rótula, al dar con la rodilla en la cuerda metálica de la pista, y me hice también un esguince de ligamentos en la rodilla. En aquella época solo quería buscar una responsable de mi lesión, hace años eso quedo atrás. Si alguna vez os lesionáis por un “toque” de otra persona en carrera o entrenando, lo primero que hay que hacer es centrarse desde el minuto en 1 en la recuperación, en nada mas, hay que pensar que también podríamos haber sido nosotros los que hubiéramos golpeado y ser la otra persona la que está en el suelo por nuestra culpa.

Os voy a resumir en 6 pasos como enfrentaros a una lesión, o que veáis como lo hago yo, por si os sirve de ayuda, ya que todo lo que se lea sobre este tema, bienvenido sea, porque como se dice por ahí…”el saber no ocupa lugar”.

  1. LESION COMO OPCION, es decir, saber que pude pasar, no queremos que nos pase, pero si pasa no nos puede pillar por sorpresa, ya que a la hora de hacer deporte es una opción más, al igual que ganar, entrenar…

  2. PREVENCION: a lo largo de la temporada localiza tus puntos débiles y trabájalos, es más, búscate una forma de poder hacerlo en casa, relajado/a sin prisa.

  3. REACCION: cuando sufras una lesión, actúa desde el minuto uno, haz lo que sea necesario para una pronta recuperación, ve al físico, al médico, para de entrenar, mejor perder un día que un mes. Evita el autodiagnóstico.

  4. NO BUSCAR CULPABLES: gasta toda tu energía en recuperarte, seguramente la situación que te llevo a la lesión fue un accidente, no merece la pena, es momento de pensar en uno mismo y hacer todo lo que este en tu mano para volver a estar bien.

  5. BUSCA ALTERNATIVAS: pregunta a los profesionales si puedes hacer algo para no perder la forma dentro de la gravedad de tu lesión, como nadar, gimnasio suave, elíptica, pasear…

  6. DESCANSAR: vital para recuperar bien. Yo suelo aprovechar las lesiones para dormir todo lo que pueda, y adelantar trabajo de otros aspectos de mi vida que durante mi temporada atlética siempre se quedan atrasados. Y dedico tiempo a mis otras pasiones, como son la moda, la jardinería, lectura, decoración…

Espero que os sirva de ayuda, un abrazo para todos los seguidores de Salamancaentrena, animo con todos vuestros retos, recordando que un buen estado de salud es la primera llave para conseguirlos. Haremos que cada día cuente en este camino para ser nuestra mejor versión.

Gema

www.gemamartinborgas.com

Los comentarios están cerrados.